miércoles, 20 de julio de 2011

Competencia perfecta: Información y crisis.

Hace unos años empezó, y con los smartphones vivirá una segunda revolución. Fue hace no mucho cuando muchos de nosotros empezamos a hacer compras por Internet, la primera vez con recelo y miedo, pero hoy en día compramos con tranquilidad. Pero me voy a centrar en otro aspecto del comercio electrónico que creo que es el que va a ser revolucionado en los próximos años.

Veréis, si algo también nos permite comparar Internet son los precios, en 5 minutos podemos ver los precios de un mismo producto en 10 tiendas diferentes y elegir el más barato. El consumidor está más informado y no necesita tanto tiempo para poder saber cuál es el precio más bajo del mercado.

Lo que yo me pregunto es si esta información nos llevará a una convergencia de precios, en la que los productos se ofrezcan al mismo precio, ya que si éste se sube un 10%, el consumidor al segundo sabe que más allá está más barato, y en Internet más allá significa "un click".

¿Y la nueva revolución? Smartphones.

Con los nuevos teléfonos inteligentes salimos de casa habiendo buscado información sobre un producto, y una "App" nos dice en qué tienda está más barato y cómo llegar a ella. Para la gente que usa este tipo de aplicaciones...¿la tienda más cara tiene alguna posibilidad? No. No en precios, pero si en servicios adicionales.

Un consumidor perfectamente informado que sabe que en la otra calle existe una tienda (desconocida para él) donde venden el mismo producto a 10€ menos probablemente elija ir. Porque en la calle no existe esa desconfianza que tuvimos en Internet, en la calle vemos los precios, las personas y el producto en el momento de comprar. Así que ese "si está más barato por algo será" en Internet, puede que en la calle no tenga aplicación.

¿Y dónde entra aquí la crisis? Marcas blancas, productos homogéneos, la gente ahora tiende a mirar más el precio que la marca, y eso para el comercio a través de smartphones es fantástico.

Y ahora toca divagar...

¿Se igualarán los precios? ¿ Desaparecerán o se minimizarán las marcas en algunos mercados? ¿Seguiremos igual de borricos comprando?

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada